Fuente: www.ine.es

Según una encuesta del Instituto Nacional de Estadística (INE), el consumo energético de las empresas industriales de España alcanzó los 11.086 millones de euros en el año 2013, con un descenso del 2,2% respecto a 2011, último año en que se realizó esta encuesta.

Los principales productos energéticos utilizados por las empresas industriales fueron la electricidad (51,7% del total), el gas (31,9%) y los productos petrolíferos (11,0%). En los 10 últimos años la electricidad siempre ha sido el principal producto energético en cuanto a consumo, con porcentajes entre el 47,9% y 54,2% del total. Por su parte, el porcentaje del consumo de productos petrolíferos ha ido descendiendo hasta situarse en el 11,0% del total.

Las agrupaciones de actividad con mayor consumo energético en 2013 fueron Metalurgia y fabricación de productos metálicos, excepto maquinaria y equipo (con el 19,7% del total), Alimentación, bebidas y tabaco (18,1%) e Industria química y farmacéutica (17,0%). Las ramas de actividad con mayor incremento de consumos energéticos entre 2011 y 2013 fueron Coquerías y refino del petróleo (20,6%) y Material de transporte (7,8%).

Atendiendo a la utilización de los distintos tipos de combustibles, cabe destacar el elevado consumo porcentual de electricidad que registraron las agrupaciones de actividad Material y equipo eléctrico, electrónico y óptico (76,8% del total del consumo energético de dicha agrupación), Caucho y materias plásticas (75,0%) y Material de transporte (70,0%). Por su parte, el empleo de gas supuso el 55,9% del total del consumo energético en la agrupación de actividad Coquerías y refino del petróleo y el 47,7% en Productos minerales no metálicos. El consumo de productos petrolíferos representó el 33,8% del total en la agrupación Industrias manufactureras diversas, reparación e instalación de maquinaria y equipo, y el 32,7% en Industrias extractivas.

El porcentaje que representaron los consumos energéticos sobre el total de compras de bienes y servicios (compras, trabajos realizados por otras empresas y servicios exteriores) para el total de la industria fue del 3,4%. La agrupación con mayor peso fue Industrias extractivas, con un 17,0%, seguida de Productos minerales no metálicos, con un 15,4%.

La Encuesta de Consumos Energéticos ofrece datos desagregados de 96 sectores de actividad, lo que permite un estudio detallado de la realidad industrial al proporcionar información sobre cuáles son los más significativos en el consumo de los distintos tipos de combustibles. El sector de actividad que presentó un mayor consumo en 2013 fue la Fabricación de productos químicos básicos, con un 12,5% del total.

El consumo de electricidad representó una parte muy significativa del total para un gran número de sectores industriales, especialmente en la Fabricación de componentes electrónicos y circuitos impresos ensamblados (92,8% del total) y en la Fabricación de productos electrónicos de consumo (91,9%).

Las comunidades con una mayor participación en el total de consumos energéticos en el año 2013 fueron Cataluña (21,0% del total), Comunitat Valenciana (12,2%) y Andalucía (10,9%). Por el contrario, Illes Balears (con un 0,3%), Canarias y La Rioja (ambas con un 0,8%) fueron las que menos peso presentaron sobre el total.

En lo que se refiere a los distintos combustibles utilizados, cabe destacar que el consumo de electricidad supuso más de la mitad del consumo energético total en 10 comunidades autónomas (en Comunidad de Madrid representó el 60,0%). Las comunidades que presentaron los mayores porcentajes en la utilización de gas durante el año 2013 fueron Comunitat Valenciana (47,4%) y País Vasco (38,7%). Las comunidades autónomas que presentaron mayores consumos porcentuales de productos petrolíferos fueron Canarias (28,8%) y Galicia (25,5%). En cuanto al uso de carbón y coque, aunque ya muy reducido en todas las comunidades, cabe destacar su consumo en Illes Balears (5,7%), Comunidad Foral de Navarra (4,3%) y Cantabria (3,6%).

Puedes consultar la nota de prensa completa aquí: www.ine.es